Puedes utilizar el rodillo facial de Jade sobre la piel seca o después de tu rutina de limpieza y tratamiento diario para que además, estos productos penetren mejor.

  1. Cuello: siempre de manera ascendente.
  2. Mentón: desde la barbilla hacia los extremos.
  3. Pómulos: desde el surco nasogeniano a la sien, de manera ascendente y oblicua.
  4. Contorno de ojos: en dirección ascendente, realizando fricciones cortas en las zonas de arrugas.
  5. Frente: en dirección ascendente desde la ceja al nacimiento del cabello y de dentro hacia afuera. Con fricciones cortas y profundas (verticales y horizontales) sobre las arrugas.